Todos somos París?


La falsa ilusión de nuestra pertenencia al  Primer Mundo, la globalización, la hegemonía de los medios dependientes del Poder transnacional, la proliferación de las redes sociales y la necesidad de pertenencia al gran palacio mundial operan para que nuestra sociedad se sienta más impactada y con un mayor luto cuando sucede un terrible atentado como el ocurrido este viernes en Francia que con las muertes que suceden sin ninguna explicación cada día, también por cientos, en nuestro país.

En las últimas 24 horas he visto, leído y escuchado condolencias, pedidos de oración por Francia, banderas y dibujos tricolores, frases en francés, sanatas condenatorias al mundo árabe, símbolos de la paz con la torre Eiffel en medio y un sinfín de alegorías a lo tristemente sucedido en el corazón de Europa.

Me impacta el hecho de que no se observen las mismas manifestaciones, o al menos en magnitudes similares, con lo que sucede aquí con las víctimas de la inseguridad social. Cientos también mueren cada día debido a violencia de género, abortos clandestinos, gatillo fácil, narcotráfico, redes de trata, violencia étnica, disputas basadas en lo territorial,  intoxicaciones por labores de extractivismo y cientos de forma con las cuales el Poder segrega su población atentando cada día con todos sus elementos tomando como blanco preferido a  las mujeres y los jóvenes

La brutalidad de los atentados y la instantaneidad de la noticia nos sacan de foco y no nos permiten ver el antes, el durante y el después de la barbarie parisina. El “antes” implicaría conocer las atrocidades cometidas por los detentores del Orden Mundial, con EEUU a la cabeza y Francia como furgón de cola, en el Mundo Islámico fundamentalmente en Siria e Irak donde miles han muerto para que Occidente siga haciendo negocios con la guerra y el petróleo. El “durante” implicaría saber que los atentados estaban anunciados en los últimos días por distintos medios y a pesar de ello no se tomaron las medidas necesarias. Por qué? Porque atentados y muertos en terreno propio permiten justificar las agresiones en terreno contrario. Y el “después” implica un plan reaccionario del gobierno francés fronteras adentro contra inmigrantes, obreros, estudiantes y todo aquel que resulte sospechoso (el Estado de Excepción se lo permite) y fronteras afuera una intensificación de sus tareas bélicas en Oriente.

Nada justifica el terror, la muerte de inocentes,  las calamidades que deben pasar  los habitantes de un país por las pujas económicas entre Occidente y Oriente (tanto los habitantes franceses  como los sirios y los iraquíes están en las mismas). Tampoco debemos confundir quienes son víctimas y quienes victimarios, quienes tienen culpas y quiénes no. El Poder es el victimario sea Oriental u Occidental, las victimas siempre vienen del pueblo;  son la carne de cañón necesaria para justificar aventuras bélicas que redundan en ganancias para los poderosos de siempre.

Duele Francia porque lo televisan pero más duele porque es su propio Estado con sus políticas desacertadas el autor intelectual de los atentados. Duelen todos esos muertos pero aquí cerca, a unas pocas cuadras, también por las políticas desacertadas de nuestro Estado otros están muriendo en múltiples atentados diarios, individuales, no televisivos, anónimos pero con la muerte y la injusticia tan real como del otro lado de la tele.

Una ola reaccionaria nos envuelve cada día y en nuestro país parece que va a crecer desproporcionadamente en el futuro cercano. El Poder seguirá cobrando víctimas en múltiples formas para satisfacer sus ansias de mejores y mayores ganancias mientras por televisión nos muestran que el enemigo siempre es el otro.

Marcelo Guerrero Roman

marce_lamarque@hotmail.com

 

LA DEMONIZACIÓN DE CHAVEZ – por EDUARDO GALEANO


“Hugo Chávez es un demonio. ¿Por qué? Porque alfabetizó a 2 millones de venezolanos que no sabían leer ni escribir, aunque vivían en un país que tiene la riqueza natural más importante del mundo, que es el petróleo. Yo viví en ese país algunos años y conocí muy bien lo que era. La llaman la “Venezuela Saudita” por el petróleo. Tenían 2 millones de niños que no podían ir a las escuelas porque no tenían documentos. Ahí llegó un gobierno, ese gobierno diabólico, demoníaco, que hace cosas elementales, como decir “Los niños deben ser aceptados en las escuelas con o sin documentos”. Y ahí se cayó el mundo: eso es una prueba de que Chávez es un malvado malvadísimo. Ya que tiene esa riqueza, y gracias a que por la guerra de Iraq el petróleo se cotiza muy alto, él quiere aprovechar eso con fines solidarios. Quiere ayudar a los países suramericanos, principalmente Cuba. Cuba manda médicos, él paga con petróleo. Pero esos médicos también fueron fuente de escándalos. Están diciendo que los médicos venezolanos estaban furiosos por la presencia de esos intrusos trabajando en esos barrios pobres. 
En la época en que yo vivía allá como corresponsal de Prensa Latina, nunca vi un médico. Ahora sí hay médicos. La presencia de los médicos cubanos es otra evidencia de que Chávez está en la Tierra de visita, porque pertenece al infierno. 
Entonces, cuando se lee las noticias, se debe traducir todo. 
El demonismo tiene ese origen, para justificar la máquina diabólica de la muerte.”

Y para finalizar este breve recordatorio hay una cancion de Silvio Rodriguez que viene al pelo se llama Cancion urgente para Nicaragua

Se partió en Nicaragua 
otro hierro caliente 
con que el águila 
daba su señal a la gente. 

Se partió en Nicaragua 
otra soga con sebo 
con que el águila 
daba por el cuello del obrero 

Se ha prendido la hierba 
dentro del continente 
las fronteras se besan 
y se ponen ardientes 
por recuerdo de un hombre 
que por eso moría 
y que viendo este dia como espectro 
del monte jubiloso reía. 

El espectro de Sandino 
con Bolivar y el Ché 
por el mismo camino 
caminaron los tres. 

Estos tres caminantes 
con idéntica suerte 
ya se han hecho gigantes 
y burlaron la muerte. 

Ahora el águila tiene 
su dolencia mayor 
Nicaragua le duele 
como le duele el amor 
y le duele que el niño 
vaya sano a la escuela 
porque de esa manera 
de justicia y cariño 
no se afila su espuela. 

Andará Nicaragua su camino 
a la gloria 
porque fue sangre sabia 
la que hizo su historia. 

Te lo dice un hermano 
que ha sangrado contigo 
te lo dice un cubano 
te lo dice un amigo. 

Andará Nicaragua… 

Con su camino en la historia 
andará Nicaragua. 

Nicaragua siempre adelante 
compañeros 
andará Nicaragua. 

Si Nicaragua venció 
andará Nicaragua 
El Salvador también vencerá 
compay, andará Nicaragua. 

Ay, con su camino en la historia 
Andará Nicaragua. 

Con su camino el la gloria 
Andará Nicaragua. 

Oye, combatimos el somozismo cruel 
andará Nicaragua. 

Derrotamos en enemigo 
en la frontera también 
ay cómo va Nicaragua 
cómo viene Nicaragua

Pa’lante Comandante. Hasta siempre

Seguiran los saqueos


Saquean un LCD o un LED, saquean televisores de alta agama, electrodomésticos, play stations, tablets, celulares a los que solo les falta saber cocinar. De los que no saquean el resto lo mira por teve y se indigna. Hablan de delincuencia, de que no hay hambre, quieren policías bien armados, quieren represión  quieren que se haga justicia y que todos vayan presos. Alguien graciosamente ha dicho que algún saquedor incluso a llegado a su casa ha colgado el LCD y se ha indignado frente al televisor mirando TN y los saqueos. Parece que Solo se saquea aquello que se publicita.

La palabra saqueo  remite casi inmediatamente a los sucesos del 2001 o a los de 1989 durante las administraciones de los radicales Alfonsin y De la Rua, hechos que fueron imputados por la historia a la colaboración  en la organización de integrantes del partido justicialista, con un nombre propio resaltando; Eduardo Duhalde. Sin embargo cada uno de los hechos han tenido sus particularidades y quizás precisamente el reduccionismo en el análisis realizando una analogía con los hechos de 89 y 2001 no permite la rigurosidad necesaria para llegar al fondo de la cuestión. Dice Norbert Elias que, a la hora de investigar, hay proyectar un análisis que evite las descripciones estáticas y reificantes. Su mirada se centra primeramente, en lo que dio en llamar los procesos de entramado. Estos procesos, si bien tienen su correlato histórico, deben basarse en la investigación teórica e intentar aproximar su comprensión a las interrelaciones sociales y procurar un saber fiable acerca de esas interrelaciones. Sin este tipo de investigaciones  y un cauto rigor científico, podríamos llegar a decir que un caballo y una mesa son la misma cosa porque ambos se apoyan sobre cuatro extremidades.

Nadie, sin embargo, ha hecho un estudio pormenorizado de los saqueos, donde se de cuenta de aspectos y variables intervinientes en el antes, el durante y el después de los hechos. Pese a ello distintas facciones del espectro político-gremial se achacan culpas y responsabilidades. Que los radicales, que los sindicalistas opositores, que el propio gobierno. Los cruces en cuanto a la inacción ante la eventualidad de los saqueos se derivan desde los ámbitos municipales a los provinciales y viceversa o a reparticiones de un lado y del otro. Los saqueos le pegaron de atrás a la sociedad que lo mira por TV y que estaba mas preocupada por la profecía maya que por lo que sucede a cuadras de su casa.

Es que para poder tener una aproximación a la explicación de los saqueos no se ha tomado  verdadera nota de la exclusión social y marginalidad que sufren cientos de miles de argentinos que habitan verdaderos bolsones de pobreza en los barrios alejados del centro. En estos lugares de la periferia  , los medios de comunicación y los analistas en general, además de muchos politicos, determinan livianamente que el principal flagelo que deben soportar en esas barriadas es la adiccion a las drogas, cuando en realidad dia a dia deben convivir los habitantes de estas zonas con desnutrición, baja escolaridad,  violencia familiar, de genero e infantil, abusos sexuales, embarazo infantil y adolescente, escasa prevención en salud, enfermedades, desocupación, sub ocupación, explotación, discriminación laboral, trabajo no registrado y como si esto fuera poco adicciones desde edad temprana e incorporación en la niñez y la adolescencia  a los ejércitos de narcotraficantes que los reclutan a cambio de sustancia entre otras cuestiones. Desde una visión no demasiada profunda si el flagelo fuera solo la drogadicción se supone que cualquier gobierno serio ya hubiera tomado cartas en el asunto y combatido el mal.

como si esto fuera poco quienes habitan en los barrios mas postergados sufren constantemente la represión desde el aparato estatal y la violencia física y simbolica de las diferentes instituciones que componen el Estado. Además la simbología social los coloca en el papel de sospechosos o culpables de cualquier delito generalmente  a jóvenes de los barrios marginales, que anden con indumentaria deportiva, pelo largo, en motos de baja cilindrada con pasamontañas o gorros lo cual degenera en una asechanza constante hacia estos jóvenes, en las escuelas, en los hospitales y en las calles incluso. El temor de la gente “común” hace que haya una persecución permanente y que incluso halla llamados a los diferentes comandos radioeléctricos o comisarias para denunciar la presencia en los alrededores de sus casa de personas con las características antes nombradas, a lo cual sigue la detención por averiguación de antecedentes, los golpes dentro de las comisarias y muchas veces la muerte de estos jóvenes a manos de los grupos de seguridad. Esta estigmatización hace que incluso les sean de difícil accesibilidad los trabajos, los ingresos a clubes, a boliches, a escuelas y todo lugar donde haya algún tipo de selectividad.

Precisamente, La escasa posibilidad de conseguir trabajo, provoca un desmembramiento familiar porque algunos padres de familia o jóvenes integrantes del núcleo familiar deben migrar hacia otras ciudades o provincias en busca de mejores oportunidades laborales y salariales; en nuestro país la mejor oferta va in crescendo de norte a sur y asi se producen intercambios friccionales o estructurales de trabajadores golondrinas del norte a las zafras del centro y del centro a las producciones extractivas del sur. La diferencia entre lo que perciben en sus lugares de trabajo y el costo de vida de sus ciudades de origen hace que convenga el nuevo destino y el envío permanente de remesas a sus hogares. En muchos casos los trabajadores  permanecen en sus nuevos destinos aun en la parte baja de la temporada de producción y ya no regresan a sus ciudades de origen. La falta de planificación en viviendas y la imposibilidad de adquisición de terrenos hace que prontamente pasen integrar  las tomas de terrenos o los barrios marginales constituyendo un nuevo ejercito de reserva para todo tipo de puestos laborales y compitiendo con los residentes  por ellos con el agravante de vivir en lugares inhóspitos , carentes de servicios , en viviendas de materiales precarios y abandonados de casi toda protección estatal, excepción hecha , claro esta, del hospital y sus paliativos que los deben recuperar rápidamente de sus dolencias para que se reincorporen a sus trabajos.

En este contexto, estos jóvenes y otros marginales han sido senialados como delincuentes y victimarios por la mayoría de la sociedad obvservadora y las grandes cadenas de supermercados, las cadenas de electrodomésticos y otras empresas similares han sido los “perjudicados” por los saqueos del 21-22 de diciembre. Sin embargo este perjuicio no asoma como tal, ya que desde el Estado les han asegurado compensaciones por las perdidas, además de los seguros que poseen, las exenciones impositivas, los beneficios de la flexibilidad laboral, beneficios aduaneros y la posibilidad de fijar precios sin ningún tipo de control e incluso, en ultima instancia, la policía  que ha recuperado partes de lo sustraído, por lo que de perjudicados han pasado una vez mas a ser grandes beneficiados.

la fuerte impronta que genera la televisión en cuanto  impacto en la opinión de quienes la ven, va dejando de a poco su lugar a internet con las redes sociales como motores de búsqueda. Sin embargo en la población mayoritariamente activa la televisión sigue siendo aquel lugar donde se revelan las verdades, donde se adoptan las frases típicas que adornan cualquier  tipo de conversación trivial  donde se denota la impregnación sufrida mediante clichés y estados que proporciona la televisión. La temperatura, los últimos dichos de algún político y las extrañas noticias sui generis ocurridas en otros puntos del globo son motivo de comentario permanente. Lo que no pasa en la televisión no sucede y si la televisión lo dice es así, sin entrar en consideración que estamos informándonos a través de una cámara manejada por una persona de la cual no se sabe que intenciones o motivaciones pueda tener para filmar esto y no lo otro. En cuanto a los saqueos todos pudimos ver una imagen clara de lo sucedido pero al instantes miles de comentaristas quisieron decirnos que era lo que habíamos visto y porque lo habíamos visto. Dice un viejo adagio del periodismo que “los hechos son sagrados, las opiniones son libres” lo cual tampoco se cumple a raja tabla pues siempre estamos a merced de las subjetividades de un cronista.

Y esa televisión nos devuelve dos imágenes, que no son otra cosa que partes de la pelea tan mentada entre el monopolio de medios lo cual se podría caracterizar como una pelea interna entre dos facciones de la clase dominante. Para esta caracterización debemos partir de una división sintética de la sociedad  donde observamos la oposición binaria entre los que trabajan y los que viven de los que trabajan. En el primer grupo se encuentran ambas facciones de la disputa mencionada los cuales pelean por el control de lo que Gramsci llama bloque histórico es decir es decir unidad entre la naturaleza y el espíritu (estructura y superestructura), unidad de los contrarios y de los distintos»
El segundo grupo, el de los que trabajan es compelido a tomar partido por un lado u otro sin recibir ningún tipo de beneficio por engrosar las filas de uno u otros. La Ley de Medios es un punto nodal en esta disputa y a su vez en la busqueda  de consenso y legitimidad dentro de  las clases postergadas. Ambos sectores  de la clase dominante, se arrogan la defensa de la libertad de expresión en favor de los desposeídos. Esta lucha vana, por intereses económicos particulares, saca de agenda a la inflación, la desocupación, la precariedad laboral, los defectos de la escolarización, el cuadro impositivo entre otros temas que afectan el bolsillo y la vida diaria de las clases subalternas que en lugar de unirse para luchar por sus cuestiones comunes por las cuales se sienten afectados, toman parte simbolica en una lucha por el poder económico entre  dos parcialidades que se apropian del plusvalor que generan los trabajadores. Recuerdo aquellas viejas pintadas universitarias. “nos cuentan dos mentiras y nos hacen pelear para ver cual es verdad”.

esta situacion, mas el egosimo del sistema capitalista y la mentira de la movilidad social pone frente a  frente a personas o grupos de personas del sector de los que trabajan. Por aquello de la movilidad que permitiría  todos alcanzar el mismo status, se mira casi con devoción, con admiración a los grandes autos, las grandes casas y las fiestas de gala de los que viven de los que trabajan. Se trata de imitar en menor escala todo lo que hacen ellos. Dice Sloterdijk que la sociedad dominante habita un Palacio de Cristal  que se constituye con el objetivo de resguardar a este selecto grupo de las de amenazas provenientes del exterior. No obstante aquello, la transparencia del Palacio genera la ilusión en los habitantes de los márgenes de poder participar de su confort y seguridad. Precisamente la lucha de pobres contra pobres es solo para poder ver el Palacio desde afuera , pero la ilusión es la de algún día estar ahí adentro y en pos de ello hay que eliminar competidores o defenestrarlos: o también marcar cuanto no se parecen a la periferia y cuanto se parecen a los habitantes palaciegos. Así muchos protestan por los beneficiarios de planes sociales por ejemplo, como si ellos fueran  los culpables de su pobreza  y no protestan contra quienes sostienen un sistema clientelar desde los gobiernos para mantener su alícuota de poder o contra quienes los subemplean, los explotan, los mantienen fuera de los registros laborales, les pagan salarios ínfimos o directamente  no los emplean. Por el contrario, la carga de la culpa se invierte y los beneficiarios de limosnas son culpables de recibirla.  A quienes creen en la movilidad social y económica les tengo malas noticias. Solo se llega al Palacio de Cristal explotando gente, traficando armas, drogas o personas, robando en grandes escalas o haciéndose político de alto rango, también casándose con el Príncipe Azul. Todos los demás mortales a veces tienen un poco mas y otras un poco menos de acuerdo a los vaivenes del mercado, pero lo concreto es que trabajando nadie hace plata.

Hay salida para la exclusión mas alla de planes sociales y leyes que le dan solución de derecho a cuestiones de hecho? Pues si, aunque descartado el cambio de sistema de producción, la aparición de un gobierno nacional y popular, además de cumplir con cuestiones de forma debería actuar sobre el fondo de la cuestión y así por ejemplo cambiar el cuadro impositivo actual para que deje de ser regresivo, grava igual a los que tienen mas y a los que no tienen nada, con el IVA como paradigma y presentar uno que vaya contra las grandes fortunas, la renta exagerada, las grandes empresas y un sinfín de negocios que generan utilidades no registradas. esto permitirá una gran recaudación, una verdadera regulación a partir de la intervención estatal para luego derramarse en salud preventiva, en seguridad preventiva y en educación necesaria. Hasta tanto estas acciones no se realicen las exclusiones sociales serán un volcán a punto de erupcionar y las cámaras dispuestas a trasmitir en vivo ese humo que se ve sin poner en consideración el fuego que lo provoco.

SIN JUSTICIA NO HAY FELICES FIESTAS


Documento de la Multisectorial contra la Represión y la Impunidad
REPRESION, MILITARIZACION Y CRIMINALIZACION

ES LA RESPUESTA DE ESTE GOBIERNO

El estallido social no es un problema de seguridad

El 20 de diciembre pasado en Bariloche estalló por unas horas la severa y profunda crisis social que sufren las familias sin trabajo y sin ingresos dignos desde el triunfo del modelo económico y político impuesto por la última dictadura militar en Argentina, perpetuado por las distintas variantes del neoliberalismo a partir de entonces. Millares de padres y madres de familias jóvenes jamás conocieron un empleo formal, ni el modo de vida que un ingreso estable y justo permite construir en un espacio comunitario que no esté sofocado por las redes criminales permitidas por el Estado.

En nuestra ciudad confluyen el malestar profundo producido por el modelo de exclusión y acumulación de riquezas desigual e injusto con la violencia estatal instalada a partir del 17 de junio de 2010, cuya vigencia e impunidad se manifiestan a diario en total violación a los derechos y garantías consagradas por el estado de derecho.

Llamamos a profundizar el análisis de algunas de las causas locales del estallido ante las simplificaciones porteñas que buscan eliminar, ignorar y negar el proceso local en una maniquea defensa de la democracia con los fantasmas del 2001.

El estallido social no es un problema de seguridad –como coincidieron en caracterizar los gobiernos nacional, provincial y municipal-, ni se resuelve militarizando la ciudad ni criminalizando la protesta social.

En el caso concreto de Bariloche, además, ese modelo de control social representa el perdón estatal a los crímenes cometidos por la policía provincial en junio de 2010 y su regreso legitimado a las calles de los barrios pobres. La implementación de ese modelo en su forma más preocupante son los allanamientos masivos en los barrios que esta semana realiza el juez penal de Bariloche Ricardo Calcagno con un dispositivo de efectivos armados jamás visto ni para buscar arsenales de armas de guerra, secuestrando plasmas, sidras y pan dulce.

El poder económico y político instaló la idea que el saqueo se produce desde el campo del pueblo. Encontró una oportunidad para volver a endiosar el valor de la propiedad privada –vulnerada en las apropiaciones violentas en los supermercados y comercios-, cuando no accede a discutir los saqueos masivos a los bienes de la naturaleza por parte de multinacionales extranjeras, el uso sin límites de las rentas comunes, el flujo de ayuda económica discrecional a sectores de la industria local y los emprendimientos inmobiliarios de élite, entre otros destinos de privilegio de los recursos públicos cuyo impacto económico habría que comparar con el valor de una beca o de un plan Argentina Trabaja.

A la vez, el discurso oficial busca demonizar a los supuestos iniciadores del conflicto como si un estallido de esta magnitud fuera posible sin un malestar profundo de fondo.

El discurso dominante moralista se toma la atribución de cuestionar la dignidad de la pobreza (“se llevan un plasma y no comida”), pero calla estratégicamente sobre la presunta dignidad de la riqueza y la acumulación desigual de bienes.

Pongamos en duda ¿qué es un saqueo? ¿quiénes son los saqueadores? ¿qué representa un plasma en la casa de una familia en el umbral de la subsistencia? ¿por qué el estado le suma más violencia a la pobreza con los allanamientos en Navidad? ¿quién tiene derecho a una celebración digna y en paz?

La policía de RN provocó y reprimió el 20 de diciembre

Después del mediodía del jueves 20, cuando todos los organismos del Estado ya tenían un panorama concreto del conflicto en la ciudad, como Multisectorial pudimos ver y vivir en la calle la acción de la “nueva” policía de siempre.

La policía provincial provocó sistemáticamente a los jóvenes en las calles para generar las condiciones para la represión masiva primero y, después, el desembarco de las fuerzas de seguridad nacionales (Gendarmería, Prefectura y Policía Aeroportuaria) militarizando la ciudad.

Por su parte, la gente del pueblo adulta intentó en la calle disuadir a la policía, asumiendo el papel que el propio Estado y los gobiernos no cumplieron.

La policía protagonizó uno de los mensajes políticos más originales y perversos de la jornada: en forma masiva y abierta desató una lluvia de piedras contra la población civil y las viviendas, como un modo simbólico de cuestionar no poder usar armas de fuego contra los manifestante, gesto muy bien recibido e interpretado por los sectores que exigen “mano dura” contra la protesta social.

En todo momento actuó como patota rabiosa y politizada. Atacó a la prensa, lanzó lluvia de piedras sobre casas con niños, destruyó con las mismas piedras un vehículo particular y salió de cacería por todos los barrios buscando pibes. Actuaron agentes de civil en vehículos oficiales y otros comunes sin patentes.

Vimos detener en la calle y en medio del conflicto por lo menos a un joven en un horario en que no hay registro de detenidos.

“Tenemos 18 policías heridos. La van a pagar”, amenazaron ese mismo día a viva voz.

Al caer la noche, cuando la acción de protesta estaba calmada, al menos dos policías atacaron a un jovencito de 15 años. Primero, una mujer policía lo golpeó en la cabeza haciéndole saltar tres dientes; luego, otro le disparó un escopetazo a quemarropa en el tórax a un metro y medio aproximadamente. La propia víctima sostiene que fue la policía quien lo atacó.

Esa misma noche los funcionarios públicos conocieron el hecho. Aún así el propio gobernador Weretilneck, su ministro de Gobierno y funcionarios de la cartera de Seguridad actúan públicamente como si no hubiera habido represión ni prácticas terroristas de parte de dispositivos del estado contra la población civil.

Tristemente, además, el ministro de Gobierno Di Giácamo dijo que “no hubo excesos”, un concepto que no tendría que tener lugar en una democracia de vigencia real de derechos y garantías.

La justicia del plasma y del pan dulce

Ricardo Calcagno, el mismo juez que busca con docenas de gendarmes y policías denodadamente los plasmas de los super en los barrios populares, es el mismo que no encuentra a los policías que el 17 de junio de 2010 asesinaron a Nino Carrasco primero y a Sergio Cárdenas un ahora después, en el barrio Boris Furman de El Alto de Bariloche.

El mismo que analiza y pide videos y fotos es el mismo que no ve delito en decenas de fotos que prueban el uso de munición de guerra contra la población civil ese 17 de junio.

El mismo que debe investigar la privación ilegal de la libertad y torturas sufrida el 13 de diciembre un tío de Nino Carrasco.

La Fiscalía de instrucción, la misma que asegura no tener instrumentos jurídicos de protección de la identidad para las víctimas del terrorismo policial, instrumentó un número de teléfono para la delación, a la vez que instauró un gravísimo antecedente por el que se hace partícipe a la sociedad de un dispositivo de hostigamiento y persecución contra los más débiles a la medida de los deseos y necesidades del poder.

La Fiscalía ahora atiende las 24 horas a los delatores del plasma, cuando no es posible encontrarla un fin de semana para denunciar apremios o torturas.

La misma justicia que busca “manos negras” detrás de los grupos de los supermercados es la misma que no encuentra ni busca a los responsables políticos e institucionales de los crímenes de junio, cuando los hallaría con un organigrama o leyendo la prensa al ex gobernador Saiz, al ex ministro Larreguy y al ex secretario de Seguridad Víctor Cufré.

El poder judicial de RN es parte activa del proceso que se materializó el 17 de junio de 2010. Toda su acción criminalizadora de hoy es parte del ajuste de cuentas contra el pueblo por todas las denuncias hechas por las prácticas de terrorismo de estado, las torturas, las amenazas, las golpizas, la cobertura a los policías asesinos que hacen guardia en tribunales.

Las respuestas de los gobiernos y el Estado

A la pobreza responden con asistencialismo discrecional; al estallido social con represión, militarización y criminalización masivos contra los sectores más vulnerables del pueblo.

¿Qué cambió en Bariloche, qué razones políticas e institucionales llevaron a disponer que 400 efectivos de Gendarmería patrullen la ciudad, colaboren a la justicia local en los allanamientos masivos en barrios populares? El propio gobierno provincial había rechazado esa opción hace unos meses atrás.

En Río Negro el gobierno redobló la apuesta de violencia simbólica y material contra el estallido:

El delegado local de la secretaría de Derechos Humanos Raúl Prytula reeditó la teoría de “los dos demonios”: anunció que acompañará al padre del menor baleado por la policía, a la vez que investigará los ataques a los policías por parte de los manifestantes. Posiciones como la de esta oficina pública alimentan la confusión entre la gente sobre los alcances de la protección de los derechos humanos, ya que el mismo estado que ataca (a balazos con la policía) después acompaña a hacer la denuncia penal.
El gobernador anunció que promoverá demanda penal contra los autores materiales e intelectuales de “los saqueos”, en una opción criminalizadora que lo sitúa en la peor tradición persecutoria al igual que su par neuquino Jorge Sapag.
El secretario de Seguridad y Justicia Miguel Bermejo calificó de “raros” a los estallidos en una confesión de extrema pobreza de capacidad de análisis político, a la vez que anunció la posibilidad de crear una fuerza de reservistas especialmente entrenados para actuar en este tipo de manifestaciones públicas y protestas sociales. Cuando todavía no conocemos la diferencia entre el ex BORA y el nuevo Coer ya se prepara otro cuerpo especial.
· Nuestra solidaridad con Luciano, el jovencito atacado por la policía de RN el 20 de diciembre en Bariloche;

· Nuestro acompañamiento a la distancia con las familias de las cuatro víctimas fatales que arrojó la jornada de protesta en el país;

· Rechazamos el camino de la judicialización del estallido social y de la criminalización de la gente del pueblo que intervino;

· Exigimos que los sectores del poder político y económico no diriman sus luchas en el seno del pueblo con sus necesidades.

La impunidad de junio de 2010 atravesará todos y cada uno de los reclamos del pueblo hasta que no haya verdad y justicia.

SIN JUSTICIA NO HAY FELICES FIESTAS

Un caso Severo


La noticia nos sacaudio a mitad de semana, no como un hecho mas sino como un hecho grave. Una nueva desaparicion en democracia. Alfonso Severo, ferroviario y testigo en la causa que se sigue por la muerte de Mariano Ferreryra, desaparecio de los lugares donde debia estar y la noticia como reguero de polvora recorrio todos los medios de informacion oficiales, no oficiales informales y subterraneos para ganar finalmente la calle y la urbanidad emparentandose con un hecho que todavia esta en la memoria colectiva: la desaparicion de Julio Lopez.

Inmediatamente a izquierda y derecha comenzaron las manifestaciones y los pedidos de aparicion con vida, mientras que la guerra fria entre el gobierno y la corpo encontraba un nuevo terreno fertil para sus disputas, para las cuales no era importante Severo ni que apareciera con vida, si no el aprovechamiento que se pudiera hacer de ello. Pero Severo sí apareció. Eran las diez y media de la noche del jueves. Estaba descalzo y maniatado por detrás de su espalda. Pero vivo.

Desde ahi comenzo una nueva batalla y se pudo constatar, otra vez,  en forma vergonzante como el espectro de medios,que defiende ciertos intereses economicos de sectores ligados a la peor parte de nuestra historia (golpes de estado, desestabilizaciones democraticas, ajustes inhumanos) utiliza el caso Severo como bandera solo para atacar al gobierno sin tomar en consideracion ninguna otra cuestion y sin reflejar practicamente que la importancia del testigo es que va a declarar en un caso paradigmatico contra la patota sindical; claro que para ellos una muerte o una desaparicion es solo un numero salvoque pueda ser explotado como un flanco de ataque certero.

y el Gobierno que a su vez defiende los intereses de otros grupos economicos, por ejemplo ligados a los servicios o la economía de tipo extractiva, como el caso de las empresas que explotan la mineria a cielo abierto, no ha mostrado mucho interes en el caso, salvo en sus inicios, cuando el fallecido ex presidente Kirchner le reclamo por el caso Ferreyra a Moyano, en una serie de discusiones que algunos vinculan con el desenlace fatal. pero hoy en dia no se ha demostrado mucho interes en proteger testigos o en salir rapidamente a repudiar el hecho y tambien ha sido llamativo el silencio de sus distintos organos de militancia y comunicacion. Muchachos, es un trabajador el dasaparecido, es del campo popular. A ver.

Por supuesto que ni a TN ni a Perfil les interesa el ferroviario, no pensemos que su cobertura es objetiva y desinteresada, periodismo en estado puro. No pensemos en eso porque tal situacion no existe ni  en laboratorio. Solo les interesa poder atacar desde donde puedan al gobierno y en esta encrucijada Severo se les aparece como un buen elemento a partir de esta nueva caracterizacion  que hacen algunos actores sociales sobre una comparacion entre el gobierno y la dictadura o entre gobierno y estalinismo. En ese marco la desaparicion les servia como argumento endeble para justificar estas analogias que no tienen ningun tipo de sustento si uno ha leido acerca de la dictadura o el estalinismo. El caso Severo  sera descartado en cuanto aparezca una opcion mejor de ataque o en cuanto puedan tergiversar una noticia para ofrecerla como intento de oposicion.

Al Gobierno tampoco le interesa Severo, porque si no lo hubiera protegido y custodiado, como se hace incluso con algunas personas con apariciones mediaticas de baja estofa que se sienten “inseguras”. Solo le interesa en este momento tratar de menguar cualquier efecto nocivo que pueda provocar la desaparicion- aparicion del ferroviario y garantizarle ademas a las corporaciones sindicales cercanas que sus actividades podran proseguir como hasta ahora, porque no hay que olvidar que la Union Ferroviaria era afin al gobierno, que garantizaba sus practicas y metodologias, hasta que su patota asesino a Mariano Ferreyra. En este caso el mutismo ante la desaparicion fue una mala senial en un gobierno que autopostula ser el que mas ha hecho por los Derechos Humanos en el mundo. Claro una vez aparecido salieron a capitalizar el hecho como un logro mas.

Y desde la principal representacion de los trabajadores, la CGT, que se dijo del caso? que dijo Moyano su maximo representante? nada de nada, como si no hubiera sido un trabajador el desaparecido, como si viniera quien sabe de que sector. El camionero ha estado enfrascado mas que nada en una cruzada que evite la imparable licuacion de su poder, preocupado por agradar al arco politico y empresarial y desenganchado, quizas definitivamente, de la base de origen del Movimiento obrero, verdad de Perogrullo, los obreros.

En este contexto, siempre difuso, de intereses de otros y de otros que  defienden solo sus intereses sera muy importante que Severo declare y que los responsables , tanto materiales como ideologicos paguen lo que tengan que pagar por el asesinato de Mariano Ferreyra y que este obrero salga pronto del foco de los medios para que no lo sigan utilizando y para que pueda volver a un anonimato que le procure la seguridad que hasta hoy nadie le procuro. Y sobre todo, antes que empiecen a decir que lo suyo fue un auto secuestro.

De padres e hijos


Un aviso de televisión que repiquetea en las pantallas durante esta semana de agobiantes incitaciones consumistas muestra a los padres como marionetas de sus hijos. En el anuncio, los chicos son ventrílocuos que manejan a su gusto a los padres y les imponen sus voces para que éstos les compren lo que ellos quieren. En este caso un celular y un plan completo y carísimo para uso de los “retoños”. La compañía que propone esta aberración es una empresa de telefonía móvil, obviamente. Y lo propone bajo la forma de un “chiste”.

 

La deserción de los padres en el cumplimiento de sus funciones, el miedo a los hijos y la delegación de las responsabilidades constituyen un problema grave

 

No es el mejor momento para un “chiste” de este tipo. La deserción de los padres en el cumplimiento de sus funciones, el miedo a los hijos, la delegación de las responsabilidades de crianza en niñeras artificiales (televisión, Internet, juegos electrónicos, boliches, shoppings, etcétera), la exigencia a la escuela de que los reemplace en su tarea intransferible, la incapacidad de fijar límites orientadores y de guiar la educación de los hijos con compromiso, con presencia y con el ejercicio pleno de valores constituyen un problema grave, extendido y con consecuencias trágicas. Estas se llaman alcoholismo (el coma alcohólico adolescente es una epidemia cada fin de semana), drogadicción (alegremente ignorada por un grupo de legisladores irresponsables y populistas, que sueñan con cambiar una ley de despenalización de la droga por votos), bullyng, obesidad infantil, abundancia de chicos dopados por una híper medicación que intenta disimular con fármacos la carencia de presencia y cariño activo.

No para ahí la cosa: agreguemos la sexualización temprana y disfuncional de chicos (sobre todo nenas) estimulados por adultos insensatos (a menudo sus mismos padres y madres), el voraz consumismo instalado en la mente infantil, las tragedias automovilísticas que cobran víctimas por millares entre adolescentes que matan o se matan conduciendo con alcohol y sin ley autos que a menudo les regala o les presta “papá” para negociar así el cariño del hijo. Aun más: los deplorables niveles de comprensión de textos y la precaria habilidad para desarrollar una idea con palabras, comprobados por estudios serios año a año en chicos que terminan el secundario sin proyectos y sin un mínimo de herramientas intelectuales y cognitivas.

 

Los padres que escapan a este modelo tienen que multiplicar sus esfuerzos, sufrir burlas y descalificaciones

 

¿Hay una relación entre esto y el grave default en el cumplimiento de las funciones paterna y materna? La hay y es directa. Los padres que escapan a este modelo (una minoría silenciosa, resistente, comprometida) tienen que multiplicar sus esfuerzos, sufrir burlas y descalificaciones, sostener cuesta arriba su compromiso afectivo responsable. Y tienen por eso el derecho a festejar su día por mérito propio. Fuera de esto, la paternidad es hoy un anzuelo más para el consumo, un escenario más de la cultura utilitarista y un profundo vacío que no se llena cambiando un pañal o llevando un día al hijo al colegio (a las apuradas y hablando por el celular). La compañía que lanzó el aviso abreva en las aguas de esa cultura y su aviso me suena como un insulto a la paternidad verdadera. ¿Qué tiene que ver esto con la tan cacareada Responsabilidad Social Empresaria que luego se declama en visiones y misiones?

A los padres que no desertan, muy feliz día. Se lo merecen, sobre todo en estos tiempos..

¿ Donde está Daniel Solano?


¿ Dónde está Daniel Solano?, ¿alguien lo ha visto?, palabras más significativas no han rondado Lamarque en mucho tiempo. ¿Crimen? ¿Escape? Solo Dios, Solano o los responsables de su fin lo saben. ¿Nadie sabe donde esta? Verdaderamente, si no se estuviera hablando de un posible crimen o desaparición forzada alguien sabría cual es su paradero.

Las noticias recorrieron a todo el país, nadie con exactitud sabia quien era Solano, hasta que la causa se dio a conocer  a través de los medios. Parece mentira ¿no? Posiblemente vuestros hijos, vecinos, amigos, salgan regularmente o  de vez en cuando a un local bailable, pero nunca esperarían finales tan inciertos y tristes como este.
¿Quién era Daniel Solano? Daniel era un trabajador proveniente del norte del país, más precisamente de la provincia de Salta; comúnmente a las personas como él se los conoce como ‘‘golondrinas’’, es decir trabajadores que vienen a la zona solo por la temporada frutícola. Todos los años llegan cientos de estos trabajadores a pesar de las malas condiciones en las que viven aquí (que son realmente deplorables) y es lamentable que año a año sean explotados como lo son, en las chacras, galpones, etc.

Las noticias de la desaparición de personas son las que más resuenan en el país; se ven a diario muchos casos de secuestro, esclavitud y asesinatos. Particularmente en Lamarque no son comunes noticias sobre desapariciones como en este caso.

Fue una noche, seguramente lo saben, una salida de ‘‘joda’’ como se le dice, a un local bailable llamado Macuba; ahí se lo vio por última vez, ahí fue donde todo inicio. Las noticias de la desaparición no tardaron en llegar a las ‘‘gamelas’’ donde viven muchos de estos golondrinas ni tampoco al resto del pueblo.

‘‘Todo está guardado en la memoria’’ dice Gieco. En la memoria de los padres abunda el dolor y la incertidumbre de un hijo desaparecido, un hijo al que posiblemente no le hayan podido decir, antes de su desaparición, lo mucho que lo querían. Pero eso no importo ¿verdad?
Los primeros acusados fueron los amigos y compañeros de Daniel, que no sabían, con exactitud que había pasado esa noche. Estaban pasados de copas, a Daniel ‘‘el del micrófono’’ (como lo expreso el abogado de la causa) le pidió que se retirara del local, afuera le estaba esperando lo peor. La unidad B.O.R.A que fue disuelta, al menos en Lamarque y en algunos lugares de la provincia, a partir de la causa, o quizás pausada por un tiempo ¿por algo será No?

Y hay mas preguntas ¿Por qué los compañeros de Solano fueron acusados del asesinato de su compañero? ¿Porque después la unidad B.O.R.A fue disuelta? Mi papa dice que no se tienen que trasladar las culpas, mucho menos lavarse las manos en un hecho de esta gravedad. ‘‘Ellos son negros, ellos lo mataron, no son como nosotros los blancos, más civilizados” dicen algunos en referencia a sus compañeros. Pero posiblemente un ‘‘negro’’, como dicen los que discriminan, tenga más actitud civilizada que un” blanco”; y posiblemente alguno de esos blancos debe estar ahora tranquilo mirando televisión, riéndose de la vida, cuando debería estar siendo imputado por la causa Solano. Pero claro, así funciona la justicia.
Los padres de este joven recurrieron a un abogado, habituado a seguir causas en defensa de los pueblos originarios, un abogado en -mi opinión- un ‘‘groso’’, un tipo que no tardo en mover las piezas para ordenar la causa y buscar  a los culpables. Muchos vieron al abogado por el canal de televisión  local diciendo palabras de muchísimo peso en la causa, ese día muchos pensaron -me incluyo- que el abogado duraría poco, que en algún momento alguien vendría y lo haría callar, quizás para siempre. Este señor estuvo en juicios significativos, que van y no van al caso; movió sus piezas aquí y también en todo el país, en Lamarque parecía que por primera vez la justicia estaba actuando de una manera muy efectiva. Solano era quizás alguien importante en su entorno, o quizás también no era nadie, pero sus compañeros estaban cansados de tantos pisotones de parte de las autoridades. El abogado en la causa hablo con estos compañeros que le dijeron, la relación que tenían con la policía, contaron cosas como que si traían cinco litros de vino un litro era para la policía, si traían cinco kilos de coca, para mascar, costumbre del norte del país, un kilo era para la policía.

La Fiesta del Tomate y de la Producción es un evento que reúne a la gente como nunca en la comunidad. Como lo dice la canción de Serrat, se puede decir que también en el pueblo, más precisamente en la época de la fiesta a la gente no le importan ‘‘las fachas’’ y se unen de una manera que nunca se ve el resto del año, parece la oportunidad perfecta ¿No? Dejar pasar la fiesta para olvidar las culpas; lo que nadie se esperaba era que una banda, la Bersuit, que estaba regresando de la obscuridad musical (o de la heladera como lo dicen ellos) les hiciera tanto ruido en una de esas noches al aparecer con remeras con la cara de Daniel; la misma noche en que otros ‘‘norteños’ cantaron afuera del ‘‘poli’’ donde se desarrollaba  la fiesta:
“Yo sabía, yo sabía que a Solano, lo mato la policía”,  una acusación que se agravo luego que la policía empezara a ‘‘controlar la situación’’ de acuerdo a su costumbre. Quizás estuvo mal de parte de los compañeros de Daniel hacer dicha acusación, ya que la mayoría eran policías  llegados a la comunidad solo en ocasión de la fiesta, pero la impotencia que generaba la situación ya no era controlable.

¿Cuánto tiempo se necesita para que una persona se dé cuenta que provoco una muerte? ¿Cuánto tiempo tienen que sufrir los padres para que alguien de la cara? Sinceramente hablando nadie esperaba que las cosas llegaran a tal punto, un punto en el cual la gente ya está cansada y a la vez conmovida de ver carteles por todas partes con el rostro de Solano; digo cansada porque quieren que se ‘‘dejen de joder los milicos’’ y admitan la culpa en la desaparición del joven.
¿Seis meses son demasiado poco, o mucho tiempo para esperar? Luego de pasado este tiempo de la desaparición, Gualberto Solano un padre desesperado por saber el paradero de su hijo, un padre lleno de duda y rencor, se encadeno enfrente del juzgado, en un conocido método de protesta llamado ‘‘huelga de hambre’’, un padre cansado de tantas vueltas judiciales, cansado de sufrir buscando la verdad, porque sufrir nos cansa si es un dolor crónico tanto como seis meses de incertidumbre lo son.

¿ Donde está Daniel Solano? Necesitamos la verdad. Todo un pueblo.

 

Crónica escrita por un estudiante secundario de Lamarque, lugar donde trabajaba Daniel Solano